ENTREVISTA

  • Lara Moreno
    POR SI SE VA LA LUZ
  • «Podríamos hacer muchísimo más para intentar cambiar lo que no nos gusta pero no tengo un discurso político, tengo un discurso literario»
  • Entrevista a Lara Moreno. Por si se va la luz

    Antes de nada darte la enhorabuena por ser elegida Nuevo Talento de Literatura FNAC. Y para empezar cuéntanos por qué decides escribir este libro donde la naturaleza y la vida se dan la mano tan de cerca

    Quizá por eso. Quizá como un desasosiego o una incomodidad por la lejanía que tenemos tanto con nuestro propio cuerpo como con algo tan básico que nos sigue alimentando en realidad como es la naturaleza. En contraposición a un posible derrumbe de nuestro sistema, completamente inventado en la novela, y vuelvo a poner al hombre al frente de los elementos y a ver cómo se las apaña.

     

    ¿De dónde salen esos personajes tan reales?

    En realidad me costó bastante trabajo conformarlos para que fueran reales. Salen de mi cabeza y, de alguna manera, son un crisol de algunos momentos de la vida, porque hay personajes de todas las edades, he intentado tomar todos los momentos decisivos de la vida. Fui perfilándolos en un cuaderno, a grandes rasgos primero, hasta conseguir ponerlos en pie e ir conociéndoles poco a poco.

     

    Un pueblo deshabitado, dos personas más bien urbanitas que llegan con muchos prejuicios, tres habitantes… ¿cómo surge la idea de la historia en tu cabeza?

    La idea primera surge a partir de otra idea inicial que era una especie de isla donde meter a los personajes porque lo me interesaba era el tratamiento de esos personajes, quería desarrollarlos y relacionarlos entre ellos. El punto de partida que me hizo arrancar fue a partir de una noticia que oí en la radio sobre ir a un pueblo abandonado y repoblarlo.

     

    ¿Sería una buena opción para todos aquellos que andamos anclados en nuestras vidas?

    Sería una opción como otra cualquiera. Hay muchísimas opciones para quitarte ese ancla que nos mata. No creo que sea mejor que otra, esa es la que le he dado yo a mis personajes.

     

    Entrevista a Lara Moreno. Por si se va la luzDices que no se llevaron ni el gusto por la aventura y sin embargo, a priori, parece todo una aventura eso de dejarlo todo y lanzarse así a un futuro incierto

    Ellos no se llevaron el gusto por la aventura porque en principio no sabían dónde iban, evidentemente cuando uno no sabe dónde va, ya es una aventura. En la mayoría de los casos las aventuras parece que las ha elegido uno mismo y en cierta manera ellos no habían elegido esta. Aunque el sistema en el que vivían no se había derrumbado del todo, uno de ellos, Martín, estaba convencido de que se les iba a caer encima y decidió quitarse de en medio antes de que ocurriera. Hay algo de imposición porque el mundo ya no les da nada y tienen una sensación de psicosis, la misma imposición, supongo, que tiene la gente que emigra a otro país porque no tiene alternativa.

     

    Con tiernas y crudas palabras narras sentimientos dolorosos, ¿te resultó necesario este tinte dramático para transmitir mejor lo que necesitabas decir?

    Me resultó un poco… no voy a decir dramática, pero tal vez sí un poco tétrica (risas) Reconozco que a mí me llama mucho la atención ese tratamiento hacia las personas que hace por ejemplo Haneke, un poco sin piedad, pero tampoco devastadora. Es un prisma por el que mirarlo, un prisma que no contiene humor. Es  un lado de las cosas que me interesa. 

     

    ¿Qué te hace utilizar ese recurso de varias voces para contar esta historia?

    Porque quería una novela coral. Hay cuatro personajes que tienen voz y un narrador omnisciente que habla por los otros tres y por todos, porque lo utilizo también para ellos cuando están juntos. Es un poco la vista de pájaro. Quería esa novela coral con todo lo que ello implica, el desarrollo tan libre y tan profundo de los personajes y un poco el reto técnico de no echar toda la energía en un solo narrador sino ir cambiando en cada capítulo de voz y de recursos.

     

    ¿Por qué esa división entre verano e invierno, sin estaciones intermedias?

    Porque enmarco la historia en un punto desasosegante de cambio climático donde se supone se ha vuelto muy límite y pasa del calor al frío extremo, sin primaveras ni otoños, y hay un incertidumbre muy grande.

     

    Entrevista a Lara Moreno. Por si se va la luz¿Pensaste en algún momento, durante el proceso de escritura, que este libro tendría el éxito y la aceptación que está teniendo?

    Todavía no sé si está teniendo ese éxito, acabamos de empezar. No tenía ni editor, sinceramente estoy muy contenta con mi trabajo, peleé mucho para hacerlo y era mi gran reto, hacer algo que me satisficiera de verdad y dar un paso en mi proceso creativo y el camino literario que llevo. Cuando la terminé tenía muchísimas dudas, pero cuando la dejé reposar y luego volví a trabajar otra vez durante un año y pico, quedé bastante satisfecha. Me centré en hacer un buen trabajo y tardé mucho en hacerlo, me angustiaba en el proceso de creación que duró casi cuatro años.

     

    ¿Denuncia social a medio camino para no entrar en política?

    Sí, es que no quiero entrar en política, aunque al final todo es política y en este libro puede verse reflejado una incomodidad, una preocupación o un rechazo, no desde la trinchera porque hay cosas que se pueden hacer. Todos podríamos hacer muchísimo más para intentar cambiar lo que no nos gusta pero no  tengo un discurso político, tengo un discurso literario en el que queda reflejado.

     

    ¿Qué te hace pasar de los cuentos y la poesía a la novela?

    Un reto que te llega en un momento en el que quieres dar todo lo que tienes. Siempre se puede dar más y, aunque tengo que seguir perfeccionando la técnica del relato, necesitaba enfrentarme a otro género distinto y saber si podía conseguirlo.

     

    ¿Algún nuevo proyecto?

    Acabo de publicar también un pequeño poemario que ha salido justo antes de la novela y todavía no he hecho gran cosa con él. Me apetece, cuando pase este momento del nacimiento de la novela, hacer un par de recitales con él. También empecé otra novela en primavera y mi proyecto es conseguir tiempo para trabajar en ella.

     

    Entrevista a Lara Moreno. Por si se va la luz

    Cuéntanos brevemente quién es Lara Moreno

    Esa pregunta es muy difícil. Soy una mujer con casi treinta y cinco, madre de una niña, trabajo como editora free lance, imparto talleres de escritura, vivo en Madrid y voy siempre mal de tiempo para todo.

     


    ¿Qué es lo más bonito que te ha dado la literatura?

    Leer.

     

    ¿Qué es para ti el amor?

    Un descubrimiento de uno mismo dentro de otra persona.

     

    ¿Y el sacrificio?

    ¡¿Qué difícil, no?! Una especie de disciplina a veces más natural y otras veces más antinatural.

     

    ¿Hasta dónde llegarías por amor?

    Hasta donde el amor de verdad lo necesite.

     

    Tu lugar favorito en el mundo

    Vera, mi hija.

     

    Un autor de referencia

    ¿Uno?

     

    Venga, va, dime tres

    Es muy difícil, tengo muchísimos y me resulta complicado, te voy a decir Juan Onetti. Alice Munro y Julio Cortázar, pero te podría decir muchos más. 

     

     

    Fina Grau y Carlos Romera

    Imágenes: Aroa Moreno

     

    .VOLVER A ENTREVISTAS -> -> ->.

  • Volver