ENTREVISTA

  • Jorge Molist
    TIEMPO DE CENIZAS
  • «Pensando en la época actual te diría que saldremos adelante, hay que hacer limpieza y salir adelante. Es un tiempo de cenizas y las cenizas abonan el campo, tomémoslo en plan positivo»
  •  

    Entrevista a Jorge Molist. Tiempo de cenizas

    Segunda parte de Prométeme que serás libre, aunque solo lo sepan tus seguidores ya que es completamente independiente de la anterior

    Exacto, ese era el propósito, que fuera una novela independiente y que el lector que coja esta novela se lo pase en grande y no necesite recurrir a la otra. Si le queda la curiosidad ya sabe que puede leer la otra.

     

    ¿Fuiste tú el que decidió que no estuviera este dato en ningún lado de la portada?

    Fue una decisión en equipo junto con la editorial. Pensamos que no tenía que ir de segunda parte, sino de novela independiente y así ha sido. El lector que ha leído la primera parte descubre que es la segunda, pero si no puede leerla igualmente por ser independientemente.

     

    Al mismo tiempo está dividido en cinco partes que también se podrían leer por separado como novelas distintas con personajes comunes

    Sí, claro y ha salido así de gruesa igual que lo podríamos haber hecho en dos con la mitad de tamaño.

     

    ¿Y no te planteaste hacer una saga, con lo de moda que está, en vez de hacer una única novela «rompemuñecas»?

    Mirando hacia atrás hubiera sido una buena idea pero ahora ya está.

     

    ¿Pero ya tenías previsto escribirla cuando hiciste la primera o simplemente te quedaste con ganas de más?

    No, bueno simplemente me quedé en un momento de la historia en que estaba en un tiempo fascinante, en el tiempo de los Borgia, en tiempo de la conquista de Nápoles, en tiempo de Maquiavelo, tenía unos personajes fascinantes, unos escenarios estupendos…, lo tenía todo y me dije que tenía que escribirlo.

     

    Hemos visto al protagonista luchar como artillero en la recuperación de Ostia, ejercer de librero y casi de embajador, enfrentado a la Inquisición, matar por su dignidad y la de su mujer… ¿qué más le puede pasar a Joan Serra?

    Puede pasar que llegue a ser libre y que llegue a ser feliz. Esa es la aspiración. Son conceptos muy serios por los que luchamos la gente continuamente. Sí que vive unas aventuras intensas y tiene el privilegio de conocer a personajes no solo únicos en su época, sino únicos en la historia de la humanidad, tiene el gran privilegio de vivir unos tiempos intensos, unos tiempos de grandes glorias y también tiempos de cenizas. Eso es todo lo que le ocurre al personaje y a partir de ahí  él busca su aspiración igual que la buscamos todos, amor, libertad y felicidad.

     

    Entrevista a Jorge Molist. Tiempo de cenizasY yo que pensaba que estaba todo dicho ya sobre los Borgia…

    Lo que yo creo es que es lamentable que los personajes valencianos más internacionales que hay, incluso los personajes españoles más populares, haya caído sobre ellos una leyenda negra semejante. Opino justo lo contrario y vosotros como valencianos deberíais sentiros orgullosos de los Borgia, en concreto del papa Alejandro VI, que demostró tener una habilidad excepcional y demostró que fue capaz de alcanzar el poder en el lugar más poderoso del mundo y de su época. Tiene esa leyenda negra encima y parte de mi misión como escritor ha sido refutarla.

     

    Cuentas que Alejandro VI, Papa y Rey, era bueno y el único defecto que tenía era su amor ciego por la familia, pero a la vez ¿no es esto lo que le hace no tan bueno, el hecho de no tener una vista un poco más imparcial ante las calamidades de los suyos, sobre todo de Juan?

    Alejandro VI fue un santo padre que fue muy padre en todos los sentidos porque no solamente reconoció a todos sus hijos sino que los protegió, seguramente en exceso y fue poco santo. Pero no es que fuera más padre que otros papas de la época, su antecesor tuvo dieciséis hijos, pero tampoco fue menos santo, realmente es un papa puesto en su época, en una época en la que el celibato no se seguía estrictamente porque hasta cuarenta años después de su muerte no se impuso tan estricto, en una época donde el despotismo y el apoyar a la familia era común en todos los papas. Él pudo haberse excedido, obviamente, con Juan Borgia en una época donde los papas usaban los bienes de la Iglesia a su conveniencia, pero es que ahora estamos viendo que los políticos usan nuestros bienes a su conveniencia igualmente y han pasado quinientos años y las formas han cambiado.

     

    Era por la época en la que vivió

    Creo que hay que situar al personaje en su época y ese personaje en esa época fue extremadamente hábil, una persona muy carismática y extrañamente liberal, no solo con él, sino con los demás, protector de perseguidos, de herejes entrecomillas ya que llegó a proteger a Pico della Mirandola por cosas que le habían condenado papas anteriores como proclamar el respeto para otras religiones, o el derecho a la discrepancia, también apoyó a Copérnico que enseñaba que la Tierra giraba alrededor del Sol y no al contrario en contra de lo que decía la Biblia. Y dejaba que la gente hablara y dijera y escribiera lo que quisiera en Roma a pesar de que otros cortaban manos y lenguas por ese mismo motivo. Yo creo que en muchos aspectos fue un papa admirable y en otros se dejó llevar por un exceso de amor a la familia y estaba muy apegado su clan.

     

    Adelantado a su época tal vez

    En muchos aspectos sí, extrañamente adelantado a su época.

     

    Cuando te entrevisté sobre Prométeme que serás libre me contabas que había momentos, mientras escribías, que las lágrimas te asaltaban, ¿te ha sucedido lo mismo esta vez?

    Sí, también, hay pasajes muy duros, pero para mí, quizá, el más entrañable es el encuentro con el Papa. He descubierto la humanidad del personaje a través de lo que hacía, lo que decía… no tanto por lo que cuentan los historiadores, sino por lo que cuenta tal y cual embajador sobre sus reacciones. Para mí la humanidad del Papa es uno de los elementos que me llega al corazón. Hay otros también en la novela como cuando lucha contra la Inquisición.

     

    Entrevista a Jorge Molist. Tiempo de cenizasY, al margen de la ficción que suponemos, para documentarte con esa exactitud y detalle, ¿dónde has tenido que recurrir?

    A historiadores modernos lo que más, pero también a historiadores de la época como Jerónimo Zurita. Ir a los lugares donde ocurrió la escena y, de alguna forma, empaparte de la vibración y del sentimiento que hay en ese lugar. Estudiar a fondo las ciudades donde ocurre todo. Ver qué edificios existían en el momento y cuáles no… He utilizado muchas fuentes, no he querido ponerlo en la bibliografía porque me parecía pedante y porque en el transcurso de los seis años que he estado investigando la época, he perdido libros de esos y no los sabría localizar en este momento.

     

    Pero casi casi has conseguido crear un perfil psicológico del hombre de la época.

    Yo creo que eso es importante. El propio personaje principal, Joan, no se entendería. Sí había ateos en la Edad Media pero no eran nada frecuentes. Un personaje normal de la época era muy religioso, incluso el papa Borgia que fue acusado por muchas cosas era una persona muy religiosa, con un tipo de religión mucho más tolerante donde su concepto de Dios era muy distinto, era un Dios iracundo, castigador. Sin duda el concepto de Dios de Alejandro VI era tan tolerante como él mismo. Un concepto mucho más moderno y actual.

     

    Los comienzos de tus novelas suelen ser impactantes para enganchar al autor, este lo empiezas con un sueño, ¿lo empezaste así o lo añadiste cuando acabaste para aprovechar el final?

    Quise dejar alguna huella al principio del libro de sobre qué va el libro. De alguna forma te habla de libertad y te habla de libros, y quise dejar eso patente en la primera hoja. De la aspiración a la libertad y ese enfrentamiento con los poderes establecidos. Dar algunas informaciones que cuentan hacia donde van y de la lucha interna.

     

    Vale, pero esa arrogancia ya desde la primera página…

    Sí, deja huella porque luego ocurre realmente. Los motivos que tiene no son tantos libertarios, sino que son motivos de apoyo a su mujer hasta el último momento, son motivos de amor. Eso es para mí más fuerte que el motivo que reivindico. Quizá parece muy chocante en un principio esa actitud pero luego creo que se explica durante la novela.

     

    ¿Volveremos a saber de Joan Serra?

    No en lo próximos años. Estoy deseando cambiar de registro y cambiar de tema aunque no les va a sentar nada bien a mis editoras porque el tema está vendiendo (risas). Mis deseos andan por explorar otros campos.

     

    Este te ha costado relativamente poco tiempo escribirlo

    El proyecto global son seis años. Vale que la investigación que hice antes me ha servido para este, pero han sido seis años investigando, creando, corrigiendo… Me prometo no hacer un libro tan largo. Es mi propósito. Quiero hacer algo más ligero.

     

    Tu nivel de escritura está muy alto, tus novelas son traducidas a muchos idiomas y la puesta en escena es impecable, ¿hasta dónde puede llegar Jorge Molist en esta nueva etapa de escritor?

    Yo quiero llegar a sentirme bien con lo que hago y que el lector se sienta bien. Para mí la escritura es un ejercicio de comunicación y te hablo de literatura con letras mayúsculas. Creo que tengo cosas que contar y no necesariamente históricas.

     

    Entrevista a Jorge Molist. Tiempo de cenizasCuéntame

    Risas. La generación anterior a la mía está muriendo y, a lo mejor, me meto y hago una pequeña recopilación sobre la historia de la familia a ver si saco algo interesante por ahí. Podría no salir nada y giro hacia algo donde hay humor e ironía con un toque filosófico. A lo mejor voy por ahí, lo que pasa es que encontrar un toque adecuado en el humor no es nada fácil.

     

    ¿Cómo es Jorge Molist cuando no está escribiendo?

    Creo que soy… me pones en un aprieto. Cuando no estoy escribiendo o leyendo estoy viviendo otro tipo de vida. Para mí la escritura y la lectura es un tipo de vida paralela que disfruto mucho. Vivo otra vida que no sé si es más real o menos que la de la escritura. Intento, como todo el mundo, ser libre, feliz y escribir la vida gotita a gotita sacando todo lo bueno de ella. Me encanta el buen rollo…

     

    Qué arte para salirte por la tangente

    Risas. Ahora me asaltan indignaciones por el tema político pero intento que se me pasen porque no tenemos que quedarnos anclados en lo que nos hace sufrir. Me gusta comer bien, me gusta hacer ejercicio, me gusta viajar, estoy enamorado de Valencia…

     

    ¿Cómo es tu lugar de trabajo?

    Antes escribía en todos los lados porque tenía otro trabajo y escribía en aviones, en hoteles, en la playa. Ahora escribo en una mesita que da un jardín con una piscinita de la urbanización y con una estantería con los libros con los que estoy trabajando, está en mi dormitorio por lo tanto a veces también escribo en la cama.

     

    Escritores de tu infancia

    Los típicos: Julio Verne, Salgari, Enid Blyton… Recuerdo que la editorial Molino tenía unos libros que a mí me encantaban y que eran medio comics medio libro y creo que ahí empecé a engancharme porque me leía primero el comic y luego el texto.

     

    Un pensamiento

    Pensando en la época actual te diría que saldremos adelante, hay que hacer limpieza y salir adelante. Es un tiempo de cenizas y las cenizas abonan el campo, tomémoslo en plan positivo.

     

    Tiene un miedo atroz a…

    A aburrir a mi lector.

     

    ¿Qué darías por tu libertad?

    Daría mucho y lo he dado, pero nunca sacrificaría mi felicidad por mi libertad. Antes la felicidad que la libertad.

    Fina Grau

     

    Quizá también te interese:

    PROMÉTEME QUE SERÁS LIBRE

     

    O ver el booktrailer en:

    TIEMPO DE CENIZAS

     

    .VOLVER A ENTREVISTAS -> -> ->.

  • Volver